Agosto es el “mes de los vientos” en Córdoba, Argentina.

Mi hijo suele bromear con que llamaron así al 8º mes luego de que yo naciera para inaugurarlo, ya que soy un huracán agrega sonriendo.

Y conforme llega agosto, una cierta incertidumbre me invade. Tal vez por la sequía y el viento constante .

O tal vez es porque sé que el viento me permitirá  escuchar mi destino.Y las alas de mi ser se estremecen, sabiendo, que vendrán nuevos cielos.

El viento trae sonidos lejanos.

El viento se lleva las hojas secas y barre las obras muertas.

El viento trae los perfumes lejanos. El aroma del café  que  inundó mis sentidos cuando pisé Brasil, el perfume de lavanda de las sábanas de mi abuela, el olor de la madera  y el hogar en mi casa en el campo.

En las orillas del lago el viento me trae el murmullo de los pescadores, la risa de los que surfistas, el batir de  alas de las aves acuaticas, el aroma agridulce que despide el agua al chocar contra las piedras.

Y en este agosto me preparo a oir  en el viento el eco de mi destino.

Porque en tu ser late el eco, de tu Hogar en el cielo. Y de la voz de tu Padre que te espera y te reclama sobre el ruido del mundo.

Hacemos mil cosas por alcanzar nuestro destino y nuestro propósito en la vida.

Hoy te invito a que no hagas, que te detengas, cierres tus ojos, y escuches en el viento tu destino que viene a tí.

Fuiste creado por Alquien, para algo. Pero nunca encontrarás el “para qué” sino encuentras al “Quien” en tu origen.

Y cuando te encuentres con Tu Creador, no te afanes por el día de mañana. Cierra los ojos, escucha la sinfonía de tu mañana  venir a tí y encontrarte.

Como el músico compone en su interior la melodía antes de escribirla, y la toca mil veces en su corazón antes de sentarse a dar el concierto. Así, cuando hayas escuchado , y aprendido lo que el Cielo te canta sobre tu vida. Entonces, levántate y vé. y camina y haz, bajo las Alas del Poderoso Dios.

Que tengas una semana increible.

Escucha el video “El eco”

Imagen: de la película” August Rush”

2 thoughts on “Escucha tu destino”

  1. al leer y escuchar senti que las puertas de mi corazon, se ablandan los serrojos de la seguridad y dejan entras al espiriyu santo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *